Seleccionar página

La tecnología hace que nuestras vidas sean más cómodas, confortables y que vivamos cada vez mejor. Un claro ejemplo de comodidad y tecnología es la energía eléctrica y es que la sociedad actual no se entiende sin la electricidad. Por ello, hoy vamos a hablar de la electricidad y su instalación en viviendas, en especial, la instalación eléctrica radial en edificios y cuáles son sus ventajas.

A pesar de que la instalación eléctrica en viviendas es algo común desde hace poco tiempo, el ser humano ya conocía la electricidad hace miles de años. Sin embargo, no fue hasta finales del siglo XIX y comienzos del siglo XX cuando se generalizó su uso en ciudades y en el campo. Desde ese momento, el aumento de las redes eléctricas ha ido en aumento hasta convertirse en algo indispensable.

Lo cierto, es que hoy en día sería difícil vivir sin esta tecnología y es que estamos rodeados por todo tipo de aparatos que utilizan esta forma de energía. Incluso la aparición del coche eléctrico hace que la electricidad sea nuestra mejora aliada.

Instalaciones eléctricas, tipologías y variedades

Como habíamos indicado a inicios del artículo existen distintos formas de realizar una red eléctrica en viviendas y edificios. Esto se debe a que la estructura o tipología de una red eléctrica en viviendas puede variar según su terreno, la geología, el presupuesto y la fiabilidad. En definitiva, existen unos factores que van a marcar las características de la red de tu casa.

Lo primero que tenemos que entender es que la tipología de la distribución de una red se refiere a la forma de su diseño y cómo está instalada. De esta forma, la electricidad se desplaza por medio de los distintos segmentos del circuito hasta llegar al usuario y los enchufes finales.

Las configuraciones más comunes son las siguientes:

  • Instalación eléctrica radial. Esta tipo de tipología y forma de colocación de la estructura es una de las más sencillas debido a la facilidad de diseño y su protección.
  • Instalación en bucle abierto. Este tipo de red cuenta con las ventajas de una instalación eléctrica en forma radial ya que es fácil de instalar, pero también ofrece la posibilidad de alimentar otras instalaciones. El problema es que es más complicada de instalar.
  • Por último, toca hablar de las redes en anillo o en bucle cerrado. Este tipo de configuración tiene la característica de contar con dos de sus extremos alimentados ya que quedan puntos intercalados en la red. La seguridad es una de sus ventajas al igual que la facilidad de mantenimiento. Por el contrario, su mayor inconveniente es que es un tipo de red bastante compleja y necesita contar con una protección elevada lo que aumenta el precio de la instalación.

Ventajas de una instalación eléctrica en forma radial

En este blog de viviendas ecológicas nos centramos en el sector de la construcción sostenible y ecológica, por ello, nos vamos a centrar en la instalación eléctrica más sencilla y barata a la hora de instalar en una vivienda ecológica. Hablamos de la  instalación eléctrica en forma radial o también llamada instalación eléctrica radial. El punto más positivo a la hora de realizar este tipo de instalación es que es muy fácil de llevar a cabo.

El sistema de alimentación es un sólo cable que pasa por todas las cargas y distribuye la energía a toda la casa o edificio. Este sistema fuerza a tener todos los dispositivos de control de las cargas distribuidos para que estén conectados. En resumen, todo está unido a un solo cable del cual depende la entrada de la electricidad. Esto por una lado es una ventaja, aunque cuenta con el problema de que si se viene abajo cae todo el sistema.

Pero esto no debiera ser un mayor problema porque puede usarse en una casa, pero si esa vivienda está en una urbanización la alimentación de la misma no depende de la caída del sistema, sino todo lo contrario ya que son independientes. Se trata de un diseño intuitivo que hace fácil la instalación de electrodomésticos al aprovechar las cargas y calcular las pérdidas.

De esta forma, cualquier instalador eléctrico puede aprovechar el rendimiento eléctrico de la casa para potenciar la reducción de consumo y mejorar la instalación de electrodomésticos de bajo consumo y alta certificación energética. En definitiva, se puede aprovechar mejor la electricidad y minimizar las pérdidas de consumo.

A continuación, te indicamos un resumen con los mayores puntos positivos de contar con una instalación eléctrica en forma radial:

  1. Ahorro de energía
  2. Calculo a la hora de minimizar las pérdidas
  3. Máximo aprovechamiento de la instalación al instalar electrodomésticos de alta eficiencia energética que minimicen el consumo
  4. Seguridad y ahorro

Climatización sostenible gracias a la instalación eléctrica radial

La climatización utiliza un tipo de electrodomésticos que demandan una gran cantidad de energía y que necesitan una alta protección eléctrica. Por ello, una instalación eléctrica en forma radial es una de las mejores redes que se pueden colocar en una casa si vamos a contar con climatización sostenible. Además, son redes muy sencillas en su forma de instalación lo que hace la vida fácil a los instaladores de climatización.

Otro punto positivo de colocar este tipo de red en una vivienda ecológica es que la combinación de climatización sostenible con una  instalación eléctrica en forma de radial va a ayudar a reducir, si cabe aún más, el consumo de tu casa. Es decir, es un aliado en pagar menos en la factura de la luz. Pero para ello te recomendamos que cuentes con los servicios de un instalador electricista que hará un cálculo de consumo de tu vivienda.

Piensa que la climatización y todos sus componentes (condensador, aire acondicionado, evaporador, estufas, deshumidificadores y similares) necesitan una gran demanda de consumo y energía para funcionar sin problemas. Para evitar este problema, es necesario contar con un sistema que minimice pérdidas y aproveche el flujo de energía lo mejor posible. El sistema de instalación eléctrica en forma radial evita este problema y reduce el consumo de energía.

Imagínate contar con este sistema en una vivienda ecológica que cuente con la mayor certificación sostenible, además del mejor aislamiento, conducción de aire y aislamiento lo que permite que la energía quede en el interior y el calor no se pierda. En definitiva, una instalación eléctrica radial es el mejor aliado para consumir menos y para cualquier vivienda, aunque mejor que si es una vivienda sostenible.